jueves, septiembre 11, 2008

Llamado a la solidaridad






Sueños compartidos. Alejandro Filio

6 comentarios:

  1. Esta bueno amor, no se si habra quien sume tantos requisitos.
    Te amo, besos enormes en esos ojos que iluminan mi alma.

    Besos y abrazos miles.

    ResponderEliminar
  2. Amor:
    Tal vez, si mirás al espejo, entrecerrás los ojitos de miel y te dejás ser sin pensar en nada, obtengas la respuesta...

    Yo ya lo encontré... :)

    te amo mucho, mi corazón:

    La chica que te hace renacer con su mirada y que te da esperanza... ;) ...

    ResponderEliminar
  3. Jaja muy bueno y muy tierno Juli!
    Buen finde...

    ResponderEliminar
  4. Hola Juli!!

    Me encantó, yo nosè si puedo donar todo eso, pero me llevo alegría, sonrisas y esperanzas de este post, gracias ;)

    ¡¡Qué lindo, qué lindo!! :)

    Ya saco la mochila, pero me la llevo llena de dulces sensaciones :)

    Te mando un abrazote, buen finde!!

    ResponderEliminar
  5. ¿Y para quién es el transplante?

    Juli, te comento que mi blog va a cambiar.
    Pegate una vuelta que ahí lo explico bien.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. ¿Pau?:

    Me alegra que te haya gustado. Mañana te mensajeo, así tomamos el bendito y famoso café.
    Besos:

    Ju

    pd: ¿cómo te trató el día del maestro?¿te acordaste qué tenías que hacer?




    Sil:
    Nena, a veces dudo de que no seas consciente de la capacidad que tenés de donar eso y muchas cosas más.
    Y el aviso de la mochila es para aquellos que la traen cargada de amargura, de armaduras oxidadas y punzantes, no de la tuya que es rosa y aterciopelada –a pesar de los parchecitos que siempre hay...–.
    Eterno abrazo:

    Ju






    Brujofer:
    Ya chusmetee ayer y hoy, tras el cambio. ¡Qué sea con salud! Jajaja.
    Y el transplante no es solo para mí, sino para varios que esperamos que alguna vez las cosas sean diferentes, ¿no?

    Saludo:

    Ju

    pd: Y dígale a su señora, que se la extraña...


    ResponderEliminar

Sin caer en la tentación de ser pedante, descubro que la polifonía y la hipertextualidad me han hecho más rica.
Deje su mensaje luego del beep. Vuelva cuando quiera.
Beep.