miércoles, octubre 13, 2010

No quiero ser un pájaro marrón

Morir agazapada en un sillón
vivir bajo los efluvios de tus condenas
No quiero ser un pájaro marrón.

Mi alma de haiku
pequeña y breve
alma de haiku
que no tiene síntesis
pero petende ser sentida
no quiere ser un pájaro marrón.

No quiero grises
ni colores neutros
si nada en mí
se comporta asceta
si los margenes
caducan
–no existen–
si soy extrema

No quiero ser un pájaro marrón


Los pájaros perdidos. Julia Zenko

14 comentarios:

  1. Muy lindo amor. Está hermosamente escrito.

    Te amo y me encanta como escribís.

    ResponderEliminar
  2. oh! hermoso poema japones! hermosa su naturaleza!

    ResponderEliminar
  3. me gusta esta poesía-canción, "mi alma de haiku", muy lindo!

    Besos y estás invitada a mi blog cuando quieras

    (La ex-sobreviviente de la Feria del libro)

    ResponderEliminar
  4. que lindo verte literaria.... y poeta.

    ResponderEliminar
  5. Precioso. Un alma de haiku, siempre es un alma bella, simple pero a su vez profunda y sentida..

    Y dudo que seas un pájaro marrón...te imagino más bien como el colibrí más colorido que existe, inquieto, juguetón y travieso...

    Saludos...

    ResponderEliminar
  6. Qué lindo! Uno se siente identificado con este deseo, conesta plegaria. Está en uno no? digo, serlo, no serlo, ocmo sea.
    Gracias por el post, te espero cuando quieras!
    Sds
    Gi

    ResponderEliminar
  7. A todos:
    Esta vez va a ser rauda e impersonal, pero quería agradecerles cada comentario cálido, cada palabra mágica que, acierto o no, me entibia el alma, como si supieran, como si presintieran.
    Hoy el tiempo, mío, es apurado con más ganas de, y menos de obligaciones, pero bueno, termina el año en breve, y de vuelta el traje de vacaciones que simulan otros aires...
    Así que bueno, intentaré volver a los comentarios personales cuando el tiempo lo permita.

    Abrazos y gracias por estar:

    Ju

    ResponderEliminar
  8. Algunas mujeres quieren colores de arcoiris.

    Y claro, tienen los ojos exactos para verlos.

    (Yo a veces me conformo con ser pájaro)


    Abrazo.
    (Ahora si, ¿viste?...teneme paciencia, me cuesta :P jajaja)

    ResponderEliminar
  9. Si se puede ser pájaro y con eso alzar el vuelo...casi, inevitablemente, los colores pintan el aire...sea del color que sea el pájaro, eso justamente, lo hace único y distinto...mágico.

    Vuele y no deje de hacerlo, que el resto viene solo...;)

    Abrazoteeee

    ResponderEliminar
  10. Dejar de lado el sillón, el encierro. Ir un poco de libertad, ilusión, ratitos de naturaleza ,colores que no tengan que combinar y vientito…si, ese vientito que te da en la cara y te hace sonreír, casi volar.

    ResponderEliminar
  11. Un blog muy interesante... me gusta tu forma de expresarte, redactar de forma que los sentimientos sean palpables, un placer haberme dejado caer por aqui. Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Como anda ese alma de haiku?
    Quedo a la espera de nuevos textos. Se la extraña!!
    Beso enorme

    ResponderEliminar
  13. Gracias por el comentario. Sobre publicar, bueno, publiqué un cuentito hace un mes en la revista oblogo (www.oblogo.com), ese es mi super avance! Pero no sé si te referías a eso o algo más elevado je.

    Saludos de noviembre

    ResponderEliminar
  14. Geo:
    Cuanta razón tenés. A veces no importa el color de las alas, sino el viento del vuelo... Creo que es hora, ya, de que me de cuenta de eso...

    Sil:
    Es así, como le dije a Geo... Solo se trata de volar (♪"...de vivir..., esa esa es la historia..."). Y hay gente que tiene vuelos muy, muy altos, como vos, que abarcás todo el cielo.
    Gracias...
    Abrazo:

    Ju

    Manu:
    Encontrar el espacio y el tiempo para volar, aun en lo más inesperado, hace recobrar el aire que tantas veces falta.
    Gracias por tus palabras, por volver y conmoverte. :)
    Ju


    Jane D.:
    Me alegra que hayas disfrutado al pasar por aquí. Es la idea, ser un alto en el camino...
    Ju


    Niña G:
    Como ves, ya empiezo a actualizar. Y qué lindo es saber que una es extrañada, aun tras un enorme mapa de bits.
    Otro abrazo.

    Ju


    Manu bis:
    Como te habrás dado cuenta, soy editora (en potencia), de allí la pregunta y la búsqueda de nuevo material... :D
    Gracias por responder.

    Ju

    ResponderEliminar

Sin caer en la tentación de ser pedante, descubro que la polifonía y la hipertextualidad me han hecho más rica.
Deje su mensaje luego del beep. Vuelva cuando quiera.
Beep.